“Pamboli” experience: 6 ideas para un pa amb oli de verano y cómo presentarlo

“Pamboli” experience: 6 ideas para un pa amb oli de verano y cómo presentarlo

Aunque el veranito ya se está terminado, hay algo que no podemos negar: hacer calor….mucho calor.  Y otra cosa que es innegable es que los mallorquines morimos de amor por un buen pa amb oli en cualquier época del año. Sin embargo, así como invierno disfruto como una niña pensando en uno de sobrassada, lomo torrado y setas confitadas, ahora sólo me vienen a la mente cosas fresquitas con las que combatir estos días de bochorno.

Si a vosotros os pasa lo mismo, aquí os dejo 6 ideas perfectas para vuestros “pamboliets d’estiu” (pa amb olis de verano dicho con cariño), que harán las delicias de cualquier cena veraniega.

“Además de los diferentes acompañamientos, al final del post también os explico una manera alternativa de presentarlo. Y es que buen pa amb oli presentado con gracia y detalle, impresiona incluso a los que dicen que no es más que es un bocata sin la tapa de arriba”


 

IDEA FRESQUITA Nº1: ESCALIBADA CON BACALAO AHUMADO

La escalibada (pimiento y berenjenas asados, y aliñados con ajo y aceite) casera es tan sabrosa y única, que después de hacerla vosotros en casa, jamás querréis volver a las que venden ya hechas en el supermercado. Además es perfecta para el verano: se toma fresquita y es una acompañamiento ligero para vuestros “pambolis”. Es ideal tanto para tomarla sola, como para cubrirla con bacalao ahumado (nuestra combinación favorita), salmón o atún.

Clicad sobre las fotos para leer el paso a paso:

TRUCO INFALIBLE PARA PELAR LOS PIMIENTOS: Como podéis ver, hacer escalibada es facilísimo y prácticamente no lleva trabajo. Lo único que tal vez os puede hacer perder un poco más de tiempo es el pelar los pimientos. Sin embargo, con dos simples pasos conseguiréis que la piel se les desprenda prácticamente sola. En primer lugar hay que untar bien con aceite de oliva tanto los pimientos como las berenjenas antes de meterlos en el horno. Y el segundo paso consiste en dejar enfriar la verdura asada dentro del propio horno (o si necesitáis usarlo, podéis sacar la bandeja, cubrirla con papel de plata y dejar la verdura bien tapada hasta que esté a temperatura ambiente).


 

IDEA FRESQUITA Nº2: “TARTAR” DE FUET, QUESO MAHONÉS Y BOTIFARRÓN

Este “tartar” me parece ideal para poner como acompañamiento de un “pamboli” fresquito, y además no necesita horno, cosa que se agradece con las altas temperaturas del verano. Nosotros la descubrimos en una visita que hicimos al restaurante Sadrassana, donde ofrecían algo similar como entrante y me pareció una idea diferente y original. Es una opción con muchísimas posibilidades, ya que cada uno puede hacerlo con sus embutidos favoritos. Como condimento, hemos picado tomate seco en aceite y alcaparras, que le dan un toque especial y hemos puesto pimienta al gusto. Pero de nuevo, vosotros podéis poner los encurtidos que más os convenzan: pepinillos, cebolletas… Así que como véis, en realidad las opciones son infinitas. Lo único importante es picarlo todo bien pequeñito para que visualmente parezca el típico tartar de ternera y aderezarlo con gusto.

Poned el cursor sobre las fotos, y podréis ver el paso a paso:

TRUCO PARA PICAR LOS DIFERENTES EMBUTIDOS: Como ya he dicho antes, lo único relevante de la receta es picarlo todo muy bien. Como cada ingrediente tiene una textura diferente, lo ideal es cortar algunos a mano y para otros usar la picadora eléctrica: Para el queso lo ideal es cortarlo a mano y procurando que esté bien fresquito de la nevera para que no se os apelmace. El botifarrón también es mejor hacerlo a mano para evitar que se destroce. Sin embargo, para picar el fuet o el jamón serrano, os recomendamos que uséis la picadora eléctrica y así os evitaréis estar horas para conseguir la fineza que se necesita. Los tomates secos, las alcaparras y resto de encurtidos que queráis usar, también pueden picarse en la máquina.


 

IDEA FRESQUITA Nº3: “TREMPÓ” CON ATÚN 

Podemos afirmar que el “trempó” es la ensalada veraniega por excelencia de los mallorquines: es algo tan simple y honesto que cuando aprieta el calor, uno lo disfruta como si de manjar de dioses se tratase. Tan solo tenéis que trocear tomate, pimiento mallorquín (del clarito) y cebollas (cuanto más tiernas mejor), añadirle alcaparras a gusto, sal y rociar con aceite de oliva virgen extra hasta que quede todo bien ligado. En nuestro caso, además nos encanta añadirle atún. Eso sí, la idea es que al tomar una cucharada, haya una mezcla variada en boca. Con esto quiero decir, que cortéis con mimo y paciencia los vegetales, para que queden trocitos pequeños (brunoise).

El “trempó” es tan fácil, que no necesita de explicación. Pero si la queréis, colocad el cursor sobre las fotos:


 

IDEA FRESQUITA Nº4: ANCHOAS CON TOMATE Y ACEITUNAS RELLENAS

Ideal para servir sobre tostas, la mezcla de tomate con aceitunas rellenas y anchoas, es perfecta también para poner como complemento a vuestros pambolis. Cortad el tomate despepitado en cuadraditos, añadidle aceitunas rellenas también picaditas en la proporción que os guste (a mí me gusta con bastantes), coronadlo con varias anchoas colocadas con gracia y haced que todo brille con aceite de oliva virgen extra. Simplicidad y sabor en estado puro.

 


 

IDEA FRESQUITA Nº5: ALBARICOQUES ASADOS CON ROMERO Y MIEL

El calor nos trae a la islita: playa, turistas, mucho calor….y frutas de temporada deliciosas que llevamos todo el invierno esperando. Muy típicos  son los albaricoques, tal y como os comentábamos hace poco en el post de la Coca mallorquina de albaricoque y sobrassada, que podemos encontrar en todas las fruterías y supermercados en la época estival. Tengo que reconocer que yo nunca he sido muy fan, por su textura y su punto de acidez, sin embargo esta receta de albaricoques asados con romero y miel me parece de escándalo para acompañar los quesos de nuestros “pambolis”. Su punto ideal es que os queden blanditos, pero que no se lleguen a quemar los bordes, y como cada horno es un poco diferente, hacedlos a ojo según vuestra propia experiencia. Una vez fríos, si los metéis en la nevera para que os aguanten un par de días, tomad la precaución de sacarlos una horita antes para que al comer estén a temperatura ambiente…. se os desharán en la boca.

En las fotos no aparece el romero, pero no olvidéis de ponérselo antes de que meterlos en el horno:


 

IDEA FRESQUITA Nº6: HIGOS CON QUESO DE CABRA Y MIEL

Otra de las frutas que nos ofrece el verano son las brevas y los higos. Y para mí son la fruta más esperada del año: me encantan en ensaladas, en confitura, sobre las cocas de trampó… y por supuesto, como complemento ideal para los “pambolis”. Una buena y original manera de presentarlos, sería en esta especie de “lasaña” de higo y queso de cabra. Con solo dos ingredientes, la combinación es perfecta, sobretodo si los higos son lo dulces que deben ser. Si por el contrario, pensáis que están un poquito insípidos, añadidle un poco de miel para darles ese dulzor extra que les falta. Como véis, hemos en esta ocasión hemos usado queso de cabra, pero si los rellenáis de gorgonzola, también queda delicioso.

Poned el cursos sobre las fotos y podréis leer el paso a paso:


 

En fin, espero que os sirvan estas ideas. Como veréis son muy fresquitas y fáciles de hacer. Además estoy segura de que no os habré descubierto nada nuevo, porque quién en Mallorca no conoce lo que es la escalibada o el “trempó”? Sin embargo, por costumbre uno tiende a preparar los “pambolis” de la misma manera de siempre (embutido y queso), olvidando que hay miles de opciones y acompañamientos que pueden hacer de vuestras cenas veraniegas algo diferente. Ponedle ganas y mimo, y veréis como las opciones son infinitas.

 

CÓMO PRESENTAR ESTE PA AMB OLI DE VERANO?

Algo muy importante a la hora de invitar a alguien a cenar en vuestras casas es la presentación.  La comida primero nos entra por la vista, y aquello de que las personas comemos por los ojos es totalmente cierto. Recordáis mi primer post sobre cómo hacerlo?

TIP DE PRESENTACIÓN: Este “pamboliet d’estiu” consta de varias elaboraciones/ensaladas que necesitan de ir dentro de un recipiente para que no vayan soltando aceite por todo. Así que mi idea es que en vez de presentarlas en un bowl grande y común para todos (que es a lo que tendemos normalmente), pongáis alrededor de cada persona cuencos pequeños con  un poquito de cada. Si no tenéis, seguro que encontraréis a muy buen precio en cualquier tienda de chinos, o en grandes almacenes tipo Carrefour, Makro o incluso en tiendas especializadas en menaje como CASA o Zara Home. También los encontraréis de plástico para usar y tirar, pero yo os recomendaría que ya que los compráis, sean reutilizables y así poquito a poco iréis teniendo una colección de bowls y cuencos que os sacará de apuros en cualquier cenita.

Esta presentación es visualmente impactante, pero además vuestros invitados tendrán todo lo preparado a su alcance, y al darse cuenta de que lo que se les ha dispuesto es “su propia ración”, se abrirán a probarlo todo. Y es que esta manera de presentar el pa am boli nos da un pequeñito empujón, obligándonos a salir de nuestra zona de confort  del cansino “york y queso”. Esto puede que os parezca raro, pero lo tengo más que comprobado! Cuando las elaboraciones más diferentes están en el centro de la mesa, la gente tiende a evitarlas y suele ir a por lo de siempre, perdiéndose probablemente probar algo que luego les encante. Por eso la idea de los cuenquitos individuales es un acierto seguro en todos los sentidos.

En fin, espero que os animéis a preparar vuestro “pamboliet d’estiu” y que disfrutéis de los últimos días de calor que nos quedan en la isla.

 

 

 

“Esto es tan sólo mi opinión, la de una comiliti más… Tal vez tú no estés de acuerdo con ella, o tu experiencia haya sido diferente a la mía y sin duda eso es lo más bonito del mundo de la restauración, que cada uno tenemos nuestros gustos. Lo importante es respetarse”